No pueden estar de luto las madres de desaparecidos.

Juliana G. Quintanilla, José Martínez Cruz

 No hubo luto nacional por la muerte de 49 niñas y niños en la Guardería ABC, ni por los mineros de Pasta de Conchos, ni por los 72 migrantes de San Fernando, ni por los 50 mil asesinados ni por los 10 mil desaparecidos. El luto decretado por Calderón ante la terrible muerte de 53 personas en Monterrey es utilizado para imponer la nefasta Ley de Seguridad Nacional. Duele tanta muerte diaria por supuesto que duele, por eso nos solidarizamos con las familias de los muertos en el Casino Royale. Por eso decimos claramente que este gobierno raya en el cinismo, pues ofrece luto en lugar de garantizar acabar con la impunidad. En Monterrey este 2011 van 1189 muertes, más que los 1090 ocurridos ahí en dos años del 2009 a 2010.

 

Quienes no pueden estar de luto son las madres de los desaparecidos políticos en este país desde los años 70s. Hace 33 años, en medio de una represión generalizada con cientos de presos políticos, miles de órdenes de aprehensión y decenas de exiliados y  ante la indiferencia y terquedad del gobierno federal, las madres y familiares decidieron hacerse notar, sacudir a la opinión pública nacional y de paso lograr que su queja cruzara las fronteras. ¿Cómo llegar a ello? La respuesta de todas fue una sola, fuerte, categórica decidida: ¡Una Huelga de Hambre! Sí, una Huelga de Hambre de las madres, en el corazón del país en donde desde el 1968 (ya 10 años),  no se había realizado ningún acto de protesta ; una huelga de hambre en la Catedral de México, a un costado del Palacio Nacional, símbolo del Poder, sede de la Presidencia de la República. ¿Cuándo?… En vísperas del II Informe de Gobierno de José López Portillo.

 

Decidieron iniciarla el 28 de agosto de 1978 a las 11 de la mañana. Y así lo hicieron. Cuatro días estuvieron allí y pronto era el atrio de la vetusta iglesia, un hervidero de jóvenes solidarios, que llenaron las rejas con mantas y pancartas, que les llevaban agua miel y azúcar, que era lo único que podían tener por alimento.

 

Ante las amenazas veladas y directas, decidieron retirarse el día 3l a las 9 de la noche, cabizbajas y dolidas ante tanta injusticia, pero con la convicción plena de seguir luchando HASTA ENCONTRARLOS, como decía la manta con la que iniciaron el ayuno.

 

Al día siguiente, en el Informe el presidente se vio obligado a enviar a la Cámara de Diputados una iniciativa de Ley de Amnistía que daría la ansiada libertad a 1,500 presos políticos; que dejarían de cumplirse 2,000 órdenes de aprehensión y que facilitaría el regreso de los exiliados…para los desaparecidos nada había. El mal gobierno seguía ciego y sordo al reclamo,  fue hasta dos años después, cuando poco a poco, fueron saliendo del Campo Militar Número Uno, de la Base Naval de Icacos y de otras cárceles clandestinas 148 desaparecidos, que vieron con vida a muchos de los demás.

 

La clase dominante y los poderes fácticos han venido aprobando leyes y reglamentos para criminalizar la protesta social y los movimientos de resistencia; hay una política de terrorismo de estado para implantar no sólo el miedo sino el terror que paralice a la sociedad; las desapariciones forzadas continúan y la violencia es permanente en todo el territorio nacional; 50,000 muertos y 10,000 desaparecidos; 12,000 huérfanos, la violencia feminicida se extiende a pasos agigantados en todo el país…La nueva ley de seguridad pública que insisten aprobar, vendría a legalizar las tropelías que actualmente se cometen.

 

Este 28 de agosto de 2011, se conmemoró aquella primera huelga de hambre sin  claudicar en la búsqueda de justicia y contra la impunidad. Porque hoy más que nunca: retomando la consigna de las mujeres del comité Eureka ¡Vivos los llevaron!  ¡Vivos los queremos!

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo articulos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s