Primero de mayo y lucha histórica.

 

“…salen de sus celdas. Se dan la mano, sonríen. Les leen la sentencia, les sujetan las manos por la espalda con esposas, les ciñen los brazos al cuerpo con una faja de cuero y les ponen una mortaja blanca como la túnica de los catecúmenos cristianos. Abajo está la concurrencia, sentada en hilera de sillas delante del cadalso como en un teatro… Firmeza en el rostro de Fischer, plegaria en el de Spies, orgullo en el del Parsons, Engel hace un chiste a propósito de su capucha, Spies grita: “la voz que vais a sofocar será más poderosa en el futuro que cuantas palabras pudiera yo decir ahora». Les bajan las capuchas, luego una seña, un ruido, la trampa cede, los cuatro cuerpos  caen y se balancean en una danza espantable…”: Este es el relato de José Martí, corresponsal en Chicago del periódico La Nación de Buenos Aires. A 127 años de aquel glorioso 1º de Mayo donde la clase obrera norteamericana, consecuente y combativa, nutrida de la inmigración europea, salió a hacer cumplir la resolución que dos años antes habían decretado sus organizaciones. En tiempos donde para hacer valer lo justo pareciera que es necesario recordar que los obreros de la AFL (Federación de Trabajadores Americanos), dos años antes de la revuelta de Haymarket, el 17 de Octubre de 1884 decretaron que a partir del 1º de Mayo de 1886 la duración de la jornada de trabajo sería de 8 horas, tomando la famosa consigna de 8 horas de trabajo, 8 horas de descanso y 8 horas de ocio. Es digno de resaltar la firmeza con que presentaban sus consignas, no reclamaban, decidían y actuaban en consecuencia. La solidez con la que se paraban frente al capital estaba basada en el convencimiento de que el pedido era justo y no necesitaban más que el testimonio de sus propias vidas, de las penosas y agobiantes jornadas interminables de 13, 15 o 18 horas de trabajo para hacer cumplir este necesario punto, las 8 horas; era, la tenacidad de quienes sabían que se enfrentaban a sus enemigos de clase.

Hacia el Primero de Mayo de 2013 en Morelos. las organizaciones integrantes del Pacto Morelos por la Soberanía Alimentaria y Energética los Derechos de las y los Trabajadores y las Garantías Constitucionales participar en una movilización unitaria el Primero de Mayo en Cuernavaca, Morelos, desde las 9 de la mañana desde el IMSS de Plan de Ayala hacia el zócalo de la ciudad, reivindicando la lucha histórica de la clase trabajadora a nivel internacional en contra del capital y del imperialismo que nos impone las políticas neoliberales y privatizadoras que provocan hambre, guerras, miseria, desempleo, precariedad, desigualdad social, crisis climática y destrucción ambiental, inseguridad y violencia, destrucción del tejido social y formas bárbaras de explotación y esclavismo moderno en muchos ámbitos de la vida, tratando de reducir todo lo humano a la condición de mercancías de usar y desechar, lo que ha generado múltiples luchas de resistencia y de indignación de los pueblos en el mundo que se niegan a aceptar esta opresión y explotación como si fuera algo inevitable, sumando voluntades y avanzando procesos de organización y lucha social, política, sindical y cultural desde abajo, en las fábricas y centros de trabajo, en escuelas, calles y plazas, hacia una sociedad con justicia y vida digna, sin explotación ni opresión. Los ejes y demandas que enarbolamos están claramente establecidos en contra de las políticas neoliberales que impulsan las llamadas reformas estructurales que básicamente son retrocesos en las conquistas sociales y económicas. Rechazamos la reforma laboral regresiva que golpea los derechos colectivos. Por eso apoyamos la lucha del SME por su re-inserción laboral y el respeto al sindicato, que  denuncia ante instancias internacionales como la CIDH. Hemos recurrido a interponer amparos en contra de las modificaciones a los artículos 3ro.  73 y 123 que pretenden avanzar en la eliminación de la educación pública al golpear los derechos laborales, asumimos como propia la demanda de educación pública gratuita, laica, científica y popular que lleva a cabo el magisterio democrático. La reforma energética no es otra cosa que el proceso de entrega al capital privado y las trasnacionales del petróleo y la generación de energía eléctrica lo que significa transferir las ganancias públicas a empresarios privados. y elevar las ya de por sí altas tarifas de luz y gas doméstico. Los planes de desarrollo del capital implican avanzar sobre los bienes comunes como la tierra, el agua y el aire, los bosques y los minerales preciosos que son propiedad de la nación, por lo que se busca imponer megaproyectos como el de la termoeléctrica en Huexca, el gasoducto en Puebla-Tlaxcala-Morelos, el acueducto de Cuautla-Ayala, autopistas privatizadas como en Tepoztlán con la ampliación a cuatro carriles y la continuación de la Siglo XXI, así como la mina a cielo abierto en el cerro del Jumil en Tetlama y la zona cercana al perímetro de la zona arqueológica de Xochicalco, los proyectos privatizadores de la modernización de mercados populares como el ALM en Cuernavaca de acuerdo al modelo impuesto por Wal-Mart. Los niveles de violencia feminicida en Morelos van de la mano de la impunidad y la violencia criminal e institucional, por lo que hoy es necesario luchar porque no haya una sola mujer más que muera a manos de un sistema autoritario y machista, por lo que nos hemos pronunciado y exigimos el establecimiento de la Alerta de Violencia de Género para garantizar el acceso de las mujeres a una vida libre de violencia. Todas estas reformas estructurales privatizadoras han sido acordadas por el gobierno de Peña Nieto con el aval de las burocracias partidarias que únicamente protegen sus intereses económicos y privilegios políticos a través del mal llamado “Pacto por México” Nuestro repudio es un rotundo no al Pacto de los de arriba. Toda la inconformidad social ante estas medidas autoritarias y represivas se expresa en múltiples formas y en movilizaciones que son verdaderos estallidos sociales de protesta social que pretende ser reprimido mediante el aumento de presos políticos, desaparecidos, utilización de la tortura, ejecuciones extrajudiciales, criminalización de las luchas sociales y el uso sistemático del Ejército en tareas que no le competen con el pretexto de la guerra contra las drogas. Las víctimas mortales, heridos, huérfanos, viudas y dolor muestran un síndrome de estres y angustia social inducido para aterrorizar y paralizar a la sociedad para que no exija respeto a sus derechos humanos, como los derechos indígenas y la creación de policías comunitarias para enfrentar la creciente inseguridad. Nuestras vidas valen más que sus ganancias!  por lo que hoy más que nunca se requiere la solidaridad internacionalista con todas y todos los que luchan en defensa de sus derechos e intereses históricos como lo plantearon los mártires de Chicago en el siglo XIX: justicia, dignidad, solidaridad internacionalista, independencia de clase. Viva la clase trabajadora en todo el mundo este Primero de Mayo de lucha!

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s