Archivo de la categoría: defensoras

Proteger a personas defensoras y periodistas es un derecho y una obligación del Estado.

 

La defensa de las personas defensoras de derechos humanos y periodistas ante riesgos es una obligación por parte de las autoridades del Estado. Por ello es necesario contar con instrumentos legales que obliguen al Estado a actuar en la protección de la labor que se realiza en ambos sectores. Ante las amenazas, campañas de desprestigio, agresiones físicas, detenciones arbitrarias, desapariciones y asesinatos, entre otras de las muchas agresiones que diariamente enfrentan personas defensoras de derechos humanos y periodistas, también se requieren mecanismos de protección civil y capacitación en materia de seguridad para reducir los riesgos mediante protocolos de seguridad teniendo en cuenta la exposición física, psicosocial y política de los riesgos en cada uno de éstos niveles.

México sigue siendo el país más peligroso para ejercer el periodismo y la defensa de los derechos humanos en América Latina y los niveles de violencia a los que se enfrentan quienes buscan informar son solo comparables con aquellos países en situación de guerra declarada, como Siria. Así, en 2017 documentamos 507 agresiones contra periodistas y 12 asesinatos. A lo largo del sexenio de Enrique Peña Nieto se han registrado 1,986 agresiones, como documentó Artículo 19. La CNDH a su vez ha señalado que: Entre el año 2000 y el 31 de marzo de 2018 se han registrado 133 periodistas asesinados, 14 de ellos mujeres. Las agresiones a Periodistas deben ser investigadas con perspectiva de Género para garantizar el acceso a la justicia. Actualmente más de 700 periodistas y defensores de Derechos Humanos quedarán inermes ante la insolvencia económica en que quedará el programa de protección donde se encuentran. La amenaza de retirar medidas a las actuales personas beneficiarias de medidas de protección, constituye una forma de vulneración directa a su integridad y seguridad personales por parte del Gobierno federal. La situación del Mecanismo, da cuenta del desdén (9) hacia la protección, respeto, garantía y promoción de los derechos humanos que caracteriza a la presente administración, y en particular, la poca importancia que se ha brindado a las poblaciones en riesgo. Asimismo, coloca a México como uno de los países más peligrosos para ejercer la defensa y promoción de los derechos humanos y el periodismo y demuestra su falta de compromiso por implementar una política pública integral sobre el derecho a defender los derechos humanos, incluyendo un enfoque más preventivo y estructural (10).

En el informe de Acción Urgente para Defensores de Derechos Humanos (ACUDDHE)  constata que la estrategia de represión política, con el uso de todas las  modalidades,  está  dirigida  con  mayor  insistencia  en  contra  de  quienes  denuncian  que  las  reformas  estructurales  neoliberales  violan  legalmente  los  derechos humanos de grandes capas de la población: el primer lugar lo ocupan, con 224 actos de Violaciones a Derechos Humanos, quienes denuncian la reforma educativa de corte neoliberal aprobada en este sexenio; en segundo lugar, con 219 actos de VDH, están aquellos que ejerciendo el derecho humanos a la protesta son reprimidos; el tercer lugar, con 74 actos de VDH, corresponde a los  defensores  que  de  manera  general  defienden  la  tierra  y  el  territorio,  indígenas  y  no  indígenas,  e  incluso  comunidades  urbanas  que  resisten  a  las  políticas  extractivistas  o  privatizadoras del territorio; siguen los ambientalistas, con 72 actos de VDH; en el séptimo lugar, con 38 actos de VDH, agrupamos a las organizaciones sociales nacionales o grandes a  nivel  territorial  que  defienden  una  variedad  grande  de  derechos  humanos  y  que  son  reprimidos no necesariamente por la defensa exclusiva de algún derecho humano, sino por la  labor  que  realizan  en  general  por  una  vida  digna,  como  sinónimo  de  los  derechos  humanos.

Tanto periodistas como personas defensoras de derechos humanos corren riesgos que deben ser atendidos por autoridades para proteger sus derechos y la sociedad responder solidariamente con quienes sufren ésta clase de agresiones.

En Morelos se ha publicado recientemente la Ley de Protección a Periodistas y Personas Defensoras de Derechos Humanos, que reconoce los principios del ejercicio de la promoción y defensa de los derechos humanos y del periodismo como actividades de interés público, teniendo como función el Estado, promover, respetar, proteger y garantizar los derechos humanos vinculados a ello. Así mismo, establece la necesidad de generar condiciones de vida digna para continuar ejerciendo su labor, a las personas defensoras de derechos humanos y periodistas que se encuentren fuera de su lugar de origen a consecuencia de la violencia de la que fueron o podrían ser potenciales víctimas. El ordenamiento indica que se deben implementar y operar Medidas de Prevención, Medidas Preventivas y Medidas Urgentes de Protección, que garanticen la vida, integridad, libertad y la seguridad de las personas que se encuentren en situación de riesgo como consecuencia de la defensa y promoción de los derechos humanos y del ejercicio de la libertad de expresión y el periodismo, con la finalidad de garantizar las condiciones para continuar ejerciéndola, salvaguardar los mismos derechos y bienes de los familiares o personas vinculadas a los periodistas y/o defensores de derechos humanos.

De igual manera indica que se deben establecer las obligaciones y responsabilidades de los entes públicos del Estado, en cuanto a la implementación y operación de las Medidas Preventivas, Medidas de Protección y Medidas Urgentes de Protección en el ámbito de su competencia, las cuales deberán desarrollarse con la debida diligencia y perspectiva de género, garantizando una acción libre de discriminación y violencia, en el marco del respeto de los Derechos Humanos.

Esta ley es aplicable a periodistas, cuyo trabajo consiste en recabar, generar, procesar, editar, comentar, opinar, difundir, publicar o proveer información, a través de cualquier medio de difusión y comunicación que puede ser impreso, radioléctrico, digital o imagen, así como a personas defensoras de derechos humanos que actúen individual o grupalmente como organización o movimiento social cuya finalidad sea la promoción o defensa de los derechos humanos estatal, nacional o internacionalmente.

Al incorporar el principio pro persona, como criterio de aplicación de la norma más avanzada del derecho en beneficio de quien sufre una violación a sus derechos humanos acorde con los tratados internacionales en la materia, obliga a las autoridades a proteger los derechos humanos de conformidad con los principios de universalidad, interdependencia, indivisibilidad y progresividad, por lo que el Estado deberá prevenir, investigar, sancionar y reparar las violaciones a los derechos humanos, quedando prohibida toda discriminación motivada por origen étnico o nacional, el género, la edad, las discapacidades, la condición social, las condiciones de salud, la religión, las opiniones, las preferencias sexuales, el estado civil o cualquier otra que atente contra la dignidad humana y tenga por objeto anular o menoscabar los derechos y libertades de las personas.

A diferencia del decreto que instituyó el mecanismo, en ésta ley se incorporan elementos para brindar una protección integral que parta de un análisis de las agresiones y amenazas, el grado de riesgo y las medidas de atención psicosocial que tome en cuenta factores que permitan restablecer el equilibrio emocional de las personas que han sido sometidas a éste tipo de agresiones.

Este instrumento legal fue aprobado por la LIII Legislatura. En el caso de la Comisión Independiente de Derechos Humanos, presentamos una propuesta de Protocolo de Protección a Periodistas al mecanismo local que surgió como decreto del gobierno de Marco Adame y se ratificó por el gobierno de Graco en acuerdo con el Foro de Periodistas. Luego de una serie de reuniones donde se discutió y analizó la propuesta de Protocolo, se incorporaron aportaciones que sentaron las bases para que el Congreso del Estado elaborara una iniciativa de ley que presentaron el conjunto de fracciones parlamentarias y que finalmente fue aprobada. Será la LIV Legislatura actual la que deberá precisar los alcances en la aplicación de ésta ley, ya que por primera vez incorpora a personas defensoras y no sólo a periodistas, acorde con la legislación nacional e internacional.

En nuestro país la ley se aprobó el 24 de abril de 2012 en la Cámara de Senadores y el 30 de abril en la Cámara de Diputados y se publicó el 23 de junio de 2012. De ahí se creó el mecanismo para la protección de Personas Defensoras de Derechos Humanos y Periodistas que atendió a un total de 353 solicitudes del 2012 al 2015 y en el año 2018 atiende a más de 700 en todo el país. Ante éste mecanismo legal, desde la sociedad civil se han creado diversas instancias, como el Espacio OSC para la protección de Personas Defensoras y Periodistas, la Red Nacional de Defensoras de Derechos Humanos y se cuenta con respaldo de Brigadas Internacionales de Paz, la Oficina en México del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos y otras instancias.

Actualmente en Morelos no existe en funcionamiento el Mecanismo de Protección a Periodistas. Será tarea del gobierno entrante la aplicación de ésta ley y la puesta en marcha del mecanismo de protección para periodistas y personas defensoras de derechos humanos, como una obligación del Estado y un derecho que se tiene a llevar a cabo las actividades en defensa de la libertad de expresión y la defensa de los derechos humanos que se tiene sin por ello sufrir amenazas y agresiones que pongan en riesgo la vida y la integridad de quienes llevamos a cabo éstas actividades en Morelos.

Atentamente

Cuernavaca, Morelos, septiembre de 2018.

Comisión Independiente de Derechos Humanos de Morelos A. C.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo defensoras, periodistas

Mujeres defensoras de derechos humanos

En el Informe Anual de Brigadas Internacionales de Paz (PBI por sus siglas en inglés) 2017, se destaca que: “El acompañamiento de PBI en 2017 benefició a al menos 48 organizaciones de la sociedad civil y a 542 personas defensoras, de las cuales más del 60% son mujeres. El trabajo de estas personas beneficia al menos a 75,000 personas y promueve los derechos humanos en todo el país.”

En éste informe existe un apartado sobre mujeres defensoras de derechos humanos que nos interesa destacar, ya que en Morelos existe una Alerta de Violencia de Género que debe mantenerse en los 8 municipios aún cuando la administración estatal esté ya por concluir su mandato gubernamental y entren nuevos gobiernos en pocos meses más. Como hemos documentado desde la Comisión Independiente de Derechos Humanos de Morelos, los niveles de riesgo para las defensoras crece en todo el país, de acuerdo a los informes que hemos publicado en “Defensoras Somos Todas, en dos tomos. Hoy saludamos el informe de PBI y compartimos los datos que están disponibles en su sitio web en el siguiente enlace

https://pbi-mexico.org/es/themes/mujeres-defensoras-de-derechos-humanos

Según el Informe 2016/2017 de Amnistía Internacional, la violencia contra mujeres y niñas en México sigue siendo “endémica”. Datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía de México muestran que más del 62% de las mujeres mexicanas sufren violencia durante sus vidas. Ante la gravedad de la violencia contra mujeres, Alertas de Género han sido activadas en 13 estados mexicanos, cubriendo más de 110 municipios.

El caso más extremo de violencia contra mujeres es el feminicidio. En México, el caso conocido como Campo Algodonero ganó notoriedad por la sentencia del 2009 de la Corte Interamericana de Derechos Humanos condenando al Estado mexicano por fallar en investigar los asesinatos de varias mujeres en Ciudad Juárez. Con casi 10 mil asesinatos de mujeres entre 2012 y 2016, México ha sido clasificado como uno de los 25 países más peligrosos del mundo para las mujeres.

Aunque el feminicidio haya sido tipificado en México a nivel federal y en todas las entidades federativas del país, salvo Chihuahua y Nayarit, organizaciones de la sociedad civil así como instancias internacionales han identificado graves fallos en el manejo de los casos de feminicidio en diferentes estados. Entre las más graves están la falta de consideración de aspectos importantes como la relación entre la víctima y el victimario, antecedentes de violencia, amenazas o el trato del cuerpo de la víctima como elementos a ser tomados en cuenta.

Eso contribuye a que menos de un quinto de los asesinatos de mujeres sean investigados como feminicidios y la impunidad puede llegar hasta los 95%. Entre 2011 y 2015, hubo apenas 169 sentencias de feminicidio en nueve estados del país – en los otros 23 no hubo ninguna. Familias de mujeres asesinadas a menudo experimentan revictimización, criminalización y falta de perspectiva de género en sus búsquedas por justicia.

Ante este contexto, las mujeres defensoras de derechos humanos en México enfrentan un doble riesgo al realizar su trabajo: por defender los derechos humanos y por ser mujeres. A los altos niveles de violencia, que inhiben su participación en la vida pública, se suman estereotipos y normas culturales que cuestionan la actuación política y social de las mujeres.

El acoso y la difamación pública contra mujeres defensoras suelen ser el inicio de una serie de violencias psicológicas, físicas y sexuales. Además, varias mujeres defensoras han recibido amenazas contra sus hijos e hijas, lo que demuestra la dimensión de género del hostigamiento que sufren.

De fines de 2012 a mitad de 2017, se registraron 280 agresiones contra mujeres defensoras, 15 ejecuciones extrajudiciales y al menos cuatro víctimas de desaparición forzada. De 1.037 personas defensoras afectadas por violaciones en este periodo, el 27% fueron mujeres. La detención arbitraria y el hostigamiento fueron las violaciones más comunes, seguidas de amenazas de muerte y actos de vigilancia.

Mujeres que defienden el derecho de sus comunidades a sus tierras, territorios y un medio ambiente sano han denunciado sufrir estigmatización, obstáculos para su participación en procesos de toma de decisiones y marginación dentro de sus propios movimientos y comunidades. Un informe de la AWID ha identificado una tendencia general de represión y violencia de género contra defensoras ambientales perpetradas por empresas, autoridades gubernamentales, servicios de seguridad privados y también por parte de integrantes de sus propias familias, comunidades y movimientos sociales.

Defensoras en México han desempeñado un papel fundamental en la promoción de la justicia social, la paz y los derechos de las mujeres, de las comunidades indígenas, de la población LGBTI, de las víctimas de tortura, detenciones arbitrarias, desapariciones forzadas y ejecuciones extrajudiciales, de las y los migrantes. Por ello, su potencial de promover cambios sociales positivos merece todo el apoyo que la comunidad internacional les pueda brindar.

Marco Legal: En el 2015, un amparo histórico de la Suprema Corte de Justicia por el asesinato de Mariana Lima estableció que la muerte violenta de una mujer debe ser investigada con perspectiva de género para determinar si fue o no un feminicidio. Además, México tiene obligaciones internacionales en la materia, siendo parte de la Convención Interamericana para Prevenir, Sancionar y Erradicar la Violencia contra la Mujer (Convención Belém do Pará) y la Convención sobre la eliminación de todas las formas de discriminación contra la mujer (CEDAW).

Deja un comentario

Archivado bajo defensoras

Defensoras de derechos humanos exigen al gobierno federal más protección

Se triplicaron agresiones, aseguran.

Escrito por  Maciel Calvo

La Comisión Independiente de Derechos Humanos (CIDH Morelos) informó que se triplicaron las agresiones contra las mujeres defensoras de derechos humanos y exigió al Estado mexicano garantías para ejercer esta actividad.

Juliana García Quintanilla, coordinadora de la organización civil e impulsora de la Alerta de Violencia de Género en Morelos, relató que en el primer año del gobierno del presidente de la república Enrique Peña Nieto, se cometieron 189 agresiones contra defensoras, pero en el 2016 el número de ataques se triplicó al registrarse 550 casos.

Al dar conocer las conclusiones del Conversatorio Nacional de Defensoras, en el que participaron representantes de 12 estados del país, señaló que la violencia contra las defensoras tiene su origen y fundamento en un sistema de dominación jerárquico patriarcal y misógino que se debe modificar estructuralmente.

Consideró necesario fortalecer la perspectiva feminista de reivindicación de derechos de las mujeres defensoras, los lazos de solidaridad y sororidad ante cualquier tipo de agresión que ponga en riesgo la vida, la libertad y la actividad de las defensoras en el ámbito público y privado.

Durante el encuentro, una de las conclusiones y principales preocupaciones es el aumento de las agresiones contra las defensoras de derechos humanos, quienes han salido a las calles en defensa de la tierra y el territorio, por la presentación de los desaparecidos, contra el feminicidio y la violencia institucional, que en los últimos años alcanzó niveles alarmantes.

“En este conversatorio concluimos que México es el país más violento para las defensoras de derechos humanos en Mesoamérica. De 2013 a 2016, es decir durante el sexenio del presidente Enrique Peña Nieto, ocurrieron un mil 360 agresiones contra defensoras, en promedio, una cada día. Esta cifra es mayor a la registrada en Honduras, Guatemala y El Salvador para el mismo periodo: un mil nueve, 738 y 173, respectivamente”, recalcó.

A este torbellino de terror, dijo, “hay que agregar que 22 de nuestras compañeras defensoras han sido asesinadas en lo que va del actual sexenio y 22 más han padecido intentos de asesinato”. Además, en el 35% de los casos de agresiones contra defensoras registrados entre 2013 y 2016, hay claros elementos de discriminación por motivos del género.

García Quintanilla exigió al Estado mexicano cumplir con sus obligaciones legales y garantizar la seguridad de las defensoras, porque lamentablemente los mecanismos de protección a mujeres reconocidos en la Ley General de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia (LGAMVLV) no funcionan adecuadamente.

Por ejemplo, expresó, la declaratoria de Alerta de Violencia de Género a la fecha se ha establecido en una docena de estados, sin que se apliquen las medidas ordenadas, prevaleciendo la simulación que no permite enfrentar de manera urgente las violencias para investigarlas, para proteger, sancionar y erradicar el feminicidio y las distintas violencias que viven las mujeres.

“Las mujeres defensoras de México confiamos en nosotras, en nuestras capacidades, en nuestras propias estrategias y mecanismos de protección. Esa es nuestra gran apuesta. Al Estado mexicano le demandamos que cumpla con su deber de garantizar nuestro derecho en condiciones de igualdad, seguridad y dignidad.

“Mejor dicho, le exigimos que deje de violentarnos, ya que de acuerdo con el Registro Mesoamericano de Agresiones a Mujeres Defensoras de Derechos Humanos, en el sexenio actual 631 agentes del Estado nos agredieron”, sostuvo.

https://launion.com.mx/morelos/politica/noticias/117291-defensoras-de-derechos-humanos-exigen-al-gobierno-federal-mas-proteccion.html

Deja un comentario

Archivado bajo articulos, defensoras

Boletín de prensa Conversatorio Nacional Defensoras. 13 diciembre 2017

Hacer visible la situación que vivimos las Defensoras de Derechos Humanos en México, es una de las conclusiones del Conversatorio Nacional de Defensoras que llevamos a cabo el 6 y 7 de diciembre de 2017 en las instalaciones del Sindicato de Telefonistas de la República Mexicana (STRM) y contó con la asistencia de defensoras de 12 estados de la república (Morelos, Ciudad de México, Estado de México, Guanajuato, San Luis Potosí, Veracruz, Chiapas, Oaxaca, Tabasco, Sonora, Colima, Puebla).

Los trabajos se realizaron en mesas de trabajo y sesiones plenarias, creando un espacio de diálogos entre Defensoras y mujeres de todas las edades y de los diversos contextos socioculturales, donde se compartieron experiencias entre ellas y con feministas reconocidas en la República Mexicana. Se planteó el objetivo de visibilizar, promover y difundir la  labor de las Defensoras de Derechos Humanos en México, qué es lo que defienden y cómo lo hacen, así como documentar y difundir la memoria de las Defensoras y mujeres en torno a los diferentes tipos y modalidades de violencia que han sufrido, generando estrategias de defensa y denuncia ante las agresiones sufridas de las Defensoras de Derechos Humanos en México, así como de los pueblos, colectivos u organizaciones a los que ellas pertenecen.

Después de un interesante intercambio de experiencias de lucha de los derechos de las mujeres, en defensa de la tierra y el territorio, por la presentación de los desaparecidos, contra el feminicidio, contra la violencia institucional, se hizo  un llamado a la sociedad para apoyar el trabajo de las Defensoras y promover la Solidaridad entre las mujeres y diferentes organizaciones.

Una de las principales conclusiones establece que la violencia contra las defensoras tiene su origen y fundamento en un sistema de dominación jerárquico patriarcal y misógino que se debe modificar estructuralmente, por lo que es necesario fortalecer una perspectiva feminista de reivindicación de derechos de las mujeres defensoras, fortaleciendo los lazos de solidaridad y sororidad ante cualquier tipo de agresión que ponga en riesgo la vida, la libertad y la actividad de las defensoras en el ámbito público y privado. La construcción de nuevas relaciones sociales, en donde las mujeres tengan los mismos derechos que todos los seres humanos, tiene un fundamento histórico en la lucha feminista contra todo tipo de opresión, explotación y violencias.

En este sentido, la defensa de las mujeres defensoras debe ser asumida como parte de la lucha por la transformación del sistema basado en la dominación y opresión de las mujeres, a uno en donde se respeten plenamente los derechos humanos de las mujeres.

En este Conversatorio concluimos que México es el país más violento para las defensoras de derechos humanos en Mesoamérica. De 2013 a 2016, es decir, durante el sexenio del presidente Enrique Peña Nieto, ocurrieron 1 mil 360 agresiones contra defensoras, en promedio, una cada día. Esta cifra es mayor a la registrada en Honduras, Guatemala y El Salvador para el mismo periodo: 1 mil nueve, 738 y 173, respectivamente.

 

Las mujeres reunidas en el Conversatorio condenamos enérgicamente estas violencias. Más aún, al constatar que nuestros principales agresores son servidores públicos, particularmente policías, quienes, paradójicamente, tienen el deber de salvaguardar nuestra integridad y derechos. Por eso denunciamos esta violencia institucional que viola todos los derechos de las mujeres a una vida libre de violencia.

 

Nos llena de rabia verificar que lejos de cesar, las violencias contra nosotras se incrementan. En el primer año del mandato de Peña Nieto se cometieron 189 agresiones contra defensoras, que se triplicaron en 2016, al alcanzar los 550 casos.

 

A este torbellino de terror, hay que agregar que 22 de nuestras compañeras defensoras han sido asesinadas en lo que va del actual sexenio[1] y 22 más han padecido intentos de asesinato.

 

Las defensoras de México denunciamos y repudiamos las violencias que vivimos como consecuencia de nuestra labor y por nuestra condición de género, incluidas las que provienen de nuestras organizaciones, comunidades y del movimiento social porque desafiamos las leyes del patriarcado[2]. Se trata de violencias que en el 35 por ciento de los casos registrados entre 2013 y 2016, tienen claros elementos de discriminación por motivos del género.

 

En enero pasado, en su Informe de cierre de misión, Michel Forst, Relator Especial de las Naciones Unidas sobre la situación de las Personas Defensoras de los Derechos Humanos, se refirió a las defensoras mexicanas como las mujeres que “están a la vanguardia de las batallas por los derechos humanos, aunque su trabajo pueda permanecer invisible”. Asimismo, reconoció públicamente la importancia de nuestro trabajo en red, el cual, dijo, “ha sido crucial para ayudar a las mujeres a romper el círculo de la violencia y la estigmatización y ha ofrecido muchas oportunidades de autoprotección y fomento a la creación de capacidades”.

 

Si bien es cierto que desde hace casi dos años fue publicada la Ley para la protección de personas defensoras de derechos humanos y periodistas (26 de junio de 2012) y 5 meses  después el Mecanismo de protección empezó a funcionar (12 de noviembre de 2012), desafortunadamente muy pronto afloraron las deficiencias en su trabajo al grado que para mediados de 2013 ya era evidente que se acumulaban los casos presentados al Mecanismo y no eran sometidos a evaluación de riesgo; que las medidas que se debían asegurar a las defensoras, defensores y periodistas en riesgo no se hacían efectivas por falta de recursos y, que los gobiernos locales no realizaban esfuerzos para proteger a estos grupos.

Además, persisten deficiencias en la coordinación interinstitucional así como entre gobierno federal y los gobiernos locales. Y no ha habido una adecuada capacitación y sensibilización de los funcionarios que operan el Mecanismo. Por eso hemos elaborado y propuesto un Protocolo de Protección a Defensoras que sea integral y con perspectiva de género.

Al Estado mexicano se le ha exigido en las instancias internacionales establecer una protección eficaz de las defensoras que incluya la investigación rápida y eficaz y el levantamiento de cargos por todas las amenazas y ataques dirigidos contra ellas. Garantizarles un entorno seguro, libre e independiente y garantizar que todos los casos de amenazas, violencia, ataques y asesinatos contra ellas sea investigado por organismos independientes e imparciales.

Sin embargo, como hemos visto en el Conversatorio Defensoras Somos Todas, las defensoras siguen sufriendo diversos Tipos de Violencia e incluso feminicidios. Es preocupante que la impunidad existente perpetúa una situación en la que estas ejecuciones pueden repetirse, pero lo más alarmante es que el principal agresor es el Estado mexicano.

Por otro lado, vemos que los mecanismos de protección a mujeres reconocidos en la Ley General de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia (LGAMVLV) no funcionan adecuadamente. La Declaratoria de Alerta de Violencia de Género a la fecha se ha establecido en una docena de estados, sin que se apliquen las medidas ordenadas, prevaleciendo la simulación que no permite enfrentar de manera urgente las violencias para investigarlas, para proteger, sancionar y erradicar el feminicidio y las distintas violencias que viven las mujeres. Las Órdenes de Protección son deficientes e inaplicables primordialmente al exigirle a la mujer víctima de violencia doméstica denuncie penalmente al agresor para obtener protección por tan sólo 72 horas, poniéndola en un mayor estado de riesgo o vulnerabilidad.

Por todo lo anterior consideramos que el Estado tiene la obligación de proteger a las Defensoras de Derechos Humanos, pero para ello se requiere de voluntad política y de efectividad operativa.

​Por todo ello, impulsamos la Campaña “Defensoras Somos Todas”, que públicamente fue presentada el 20 de Junio del 2017 en las instalaciones de la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal, misma que llevamos a cabo para visibilizar, promover y difundir la labor de las Defensoras de Derechos Humanos en México; así como los riesgos, amenazas y violencias que enfrentan en el desarrollo de sus actividades, se fortalecerá mediante acciones concretas para lograr el  objetivo de difundir la labor de las Defensoras de Derechos Humanos, qué es lo que defienden y cómo lo hacen, como ejemplo de principios fundamentales (Solidaridad, Respeto, Libertad, Justicia, Equidad, Honestidad, entre otros) que se tienen que difundir en México ante la grave crisis de Derechos Humanos. Así como hacer un llamado a la sociedad para apoyar el trabajo de las Defensoras y promover la Solidaridad entre las mujeres y diferentes organizaciones. Este proyecto estará centrado en las historias de vida de las Defensoras, como las 30 iniciales que se difundirán por medio de video, cápsulas informativas, infografías, posters que se presentarán en diversas sedes para su conocimiento público.

 

Las mujeres defensoras de México confiamos en nosotras, en nuestras capacidades, en nuestras propias estrategias y mecanismos de protección. Esa es nuestra gran apuesta.

 

Al Estado mexicano le demandamos que cumpla con su deber de garantizar nuestro derecho en condiciones de igualdad, seguridad y dignidad. Mejor dicho, le exigimos que deje de violentarnos, ya que, de acuerdo con el Registro Mesoamericano de Agresiones a Mujeres Defensoras de Derechos Humanos[3], en el sexenio actual, 631 agentes del Estado nos agredieron[4].

 

Finalmente, éste Conversatorio se pronunció en contra de la aprobación de la Ley de Seguridad Interior, ya que para combatir las violencias se requiere una seguridad ciudadana con respeto a los derechos humanos y no una estrategia de guerra que sólo significa más pérdida de vidas humanas.

 

Atentamente

 

Comisión Independiente de Derechos Humanos de Morelos A. C.

Conversatorio Nacional Defensoras Somos Todas.


[1] Entre ellas, cuatro mujeres periodistas y cuatro mujeres trans

[2] De 2013 a 2016, agredieron a las defensoras 84 integrantes de su organización o del movimiento social y 61 miembros de su comunidad.

[3] Ante la ausencia de estadística oficial sobre las agresiones que vivimos las mujeres defensoras, la RNDDHM, en conjunto con la Iniciativa Mesoamericana de Mujeres Defensoras, elaboramos el Registro Mesoamericano de Agresiones a Mujeres Defensoras de Derechos Humanos, instrumento en el que plasmamos las cifras sistematizadas de las agresiones que padecemos mujeres defensoras y periodistas

[4] 356 policías, 112 autoridades estatales, 87 autoridades federales, 56 autoridades municipales y 20 militares

Deja un comentario

Archivado bajo defensoras

Boletín de prensa Conversatorio Defensoras

Conversatorio Nacional “Defensoras Somos Todas”.

6 y 7 de diciembre de 2017.

Sala audiovisual del sexto piso del edificio sindical del STRM.

Calle Río Neva 16, colonia Cuauhtémoc, a una cuadra y media de la PGR de Reforma, o cerca del Metro San Cosme o Metrobús Reforma.

Por este medio nos dirigimos a ustedes para enviarles saludos desde la Comisión Independiente de Derechos Humanos de Morelos y para solicitar su apoyo para difundir las actividades que llevamos a cabo para hacer visible la situación que vivimos las Defensoras de Derechos Humanos en México.

OBJETIVO GENERAL:
Visibilizar, promover y difundir la  labor de las Defensoras de Derechos Humanos en México, qué es lo que defienden y cómo lo hacen.  Así como hacer un llamado a la sociedad para apoyar el trabajo de las Defensoras y promover la Solidaridad entre las mujeres y diferentes organizaciones.

OBJETIVO ESPECÍFICO 1: Crear un espacio que genere diálogos entre Defensoras y mujeres de todas las edades y de los diversos contextos socioculturales, donde se compartan experiencias entre ellas y con feministas reconocidas en la República Mexicana.

OBJETIVO ESPECÍFICO 2: Documentar y difundir la memoria de las Defensoras y mujeres en torno a los diferentes tipos y modalidades de violencia que han sufrido.

OBJETIVO ESPECÍFICO 3: Generar estrategias de defensa y denuncia ante las agresiones sufridas por las Defensoras de Derechos Humanos en México, así como de los pueblos, colectivos u organizaciones a los que ellas pertenecen.

​La Campaña “Defensoras Somos Todas”, que públicamente fue presentada el 20 de Junio del 2017 en las instalaciones de la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal, misma que llevamos a cabo para visibilizar, promover y difundir la labor de las Defensoras de Derechos Humanos en México; así como los riesgos, amenazas y violencias que enfrentan en el desarrollo de sus actividades.

El objetivo es difundir la labor de las Defensoras de Derechos Humanos, qué es lo que defienden y cómo lo hacen, como ejemplo de principios fundamentales (Solidaridad, Respeto, Libertad, Justicia, Equidad, Honestidad, entre otros) que se tienen que difundir en México ante la grave crisis de Derechos Humanos. Así como hacer un llamado a la sociedad para apoyar el trabajo de las Defensoras y promover la Solidaridad entre las mujeres y diferentes organizaciones. Este proyecto estará centrado en las historias de vida de las Defensoras.


Queremos 
Visibilizar, promover y difundir la  labor de las Defensoras de Derechos Humanos en México, qué es lo que defienden y cómo lo hacen.  Así como hacer un llamado a la sociedad para apoyar el trabajo de las Defensoras y promover la Solidaridad entre las mujeres y diferentes organizaciones.

 Crear un espacio que genere diálogos entre Defensoras y mujeres de todas las edades y de los diversos contextos socioculturales, donde se compartan experiencias del camino recorrido en la República Mexicana.

Atentamente

Comisión Independiente de Derechos Humanos de Morelos A. C.

Deja un comentario

Archivado bajo defensoras

Conversatorio Defensoras 6 y 7 de diciembre 2017

Compañeras.
Las saludamos y les enviamos algunas cuestiones organizativas sobre el
Conversatorio Nacional Defensoras Somos Todas, esperando que nos
veamos el 6 y 7 de diciembre y saludarlas personalmente, por lo que
desde ahora agradecemos la respuesta positiva a la convocatoria para
llevar a cabo éste encuentro que se llevará a cabo en las
instalaciones del edificio sindical del Sindicato de Telefonistas de
la República Mexicana, entrada en: Río Neva 16, colonia CUAUHTEMOC,
Delegación CUAUHTEMOC, Ciudad de México, donde iniciarán las
actividades como lo enviamos en el programa, a partir de las 10 de la mañana.

Esperando que se encuentren bien y que se fortalezca la lucha en la
defensa de los derechos humanos, les enviamos nuestros sinceros
saludos.

Atentamente.

Juliana G. Quintanilla y Paloma Estrada Muñoz
por la Comisión Independiente de Derechos Humanos de Morelos A. C.

Deja un comentario

Archivado bajo defensoras

Invitación a Conferencia de Prensa. Tema: Conversatorio Nacional Defensoras Somos Todas.

23 de noviembre, 11 de la mañana.

Sala audiovisual del sexto piso del edificio sindical del STRM.

Calle Río Neva 16, colonia Cuauhtémoc, a una cuadra y media de la PGR de Reforma, o cerca del Metro San Cosme o Metrobús Reforma.

Por este medio nos dirigimos a ustedes para enviarles saludos desde la Comisión Independiente de Derechos Humanos de Morelos y para solicitar su apoyo para difundir las actividades que llevamos a cabo para hacer visible la situación que vivimos las Defensoras de Derechos Humanos en México.

Por lo que les invitamos a la Conferencia de Prensa del 23 de noviembre a las 11 a.m. en el Sindicato de Telefonistas de la República Mexicana, donde daremos a conocer la realización del Conversatorio Nacional #DefensorasSomos Todas para el 6 y 7 de Diciembre del 2017 en la Ciudad de México.

​INFORMACIÓN SOBRE LA CAMPAÑA​

La Campaña “Defensoras Somos Todas”, que públicamente fue presentada el 20 de Junio del 2017 en las instalaciones de la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal, misma que llevamos a cabo para visibilizar, promover y difundir la labor de las Defensoras de Derechos Humanos en México; así como los riesgos, amenazas y violencias que enfrentan en el desarrollo de sus actividades.

El objetivo es difundir la labor de las Defensoras de Derechos Humanos, qué es lo que defienden y cómo lo hacen, como ejemplo de principios fundamentales (Solidaridad, Respeto, Libertad, Justicia, Equidad, Honestidad, entre otros) que se tienen que difundir en México ante la grave crisis de Derechos Humanos. Así como hacer un llamado a la sociedad para apoyar el trabajo de las Defensoras y promover la Solidaridad entre las mujeres y diferentes organizaciones. Este proyecto estará centrado en las historias de vida de las Defensoras.

Queremos Visibilizar, promover y difundir la labor de las Defensoras de Derechos Humanos en México, qué es lo que defienden y cómo lo hacen. Así como hacer un llamado a la sociedad para apoyar el trabajo de las Defensoras y promover la Solidaridad entre las mujeres y diferentes organizaciones.

Crear un espacio que genere diálogos entre Defensoras y mujeres de todas las edades y de los diversos contextos socioculturales, donde se compartan experiencias del camino recorrido en la República Mexicana.

Atentamente

Comisión Independiente de Derechos Humanos de Morelos A. C.

Deja un comentario

Archivado bajo defensoras, derechos de las mujeres