Archivo mensual: junio 2017

Urgente detener la violencia feminicida que se extiende en Morelos.

La exhibición pública de los cuerpos mutilados de las mujeres en Morelos es una muestra de barbarie feminicida y una revictimización. Por todo ello, la Comisión Independiente de Derechos Humanos, denunciamos  que el hallazgo de un torso de mujer, el martes en el río Apatlaco, municipio de Jojutla, y hechos similares ocurridos en otros municipios de Morelos,  es consecuencia de que el gobierno estatal se niega a aplicar medidas extraordinarias para prevenir los feminicidios, pese que en esta entidad hay alerta por violencia de género en ocho municipios. Los asesinos están actuando con mucha saña contra las mujeres. No sólo las privan de la vida; eliminan todo rastro de identidad y de dignidad de las personas. Es inaceptable que continúe impune ésta violencia que está creciendo en los municipios de Morelos, incluyendo algunos que se encuentran dentro de los 8 que forman parte de la Alerta de Violencia de Género. La Comisión Independiente de Derechos Humanos hemos solicitado que se apliquen todas las medidas establecidas en el Decreto de AVG vigente en Morelos desde agosto de 2015 y que se realicen sin dilación, omisión o negligencia las acciones que permitan preservar la vida y la libertad, la seguridad y la dignidad de las mujeres, a la fecha seguimos sin respuesta de las autoridades para llevar a cabo las mesas de trabajo con cada uno de los 8 municipios. Lejos de ello, no se han realizado las 8 mesas de trabajo con los 8 municipios con AVG y el propio Gobernador del Estado se ha negado a recibir directamente el Informe Sombra que elaboramos como organización peticionaria.

La violencia es un hecho social en buena parte resultado de un comportamiento aprendido en contextos permeados por desigualdades sociales y basado ya sea en la clase social, el género, la edad, la raza, las capacidades distintas, e incluso las diferencias religiosas. En nuestras sociedades la cultura de la violencia está extendida. Son frecuentes las situaciones cotidianas donde se ejerce la violencia y se multiplican los actos de personas que no reconocen los derechos y la dignidad de los otros. Se ha vuelto común presenciar o conocer de hechos de extorsión, amenazas, chantaje, golpes, lesiones y aún la muerte de personas conocidas o cercanas. Estas múltiples manifestaciones de violencia están alimentadas por prácticas y mensajes que hacen apología del uso de la fuerza física como vía para resolver los conflictos o imponer la propia voluntad a otros. Proliferan imágenes del uso de la fuerza e incluso de brutalidad, donde se impone la supremacía del fuerte sobre el débil; aun hay literatura, series de televisión, cine y canciones populares que promueven la violencia o nos acostumbran a presenciar la crueldad sin prurito. Muchas de esas formas de violencia están atravesadas por el género. Son prácticas que se actúan para demostrar hombría y poder de dominio hacia las mujeres o hacia otros hombres, para imponer la voluntad y deseos del hombre-macho, a las mujeres del entorno o a hombres considerados débiles. Otras prácticas violentas se ejercen entre padres, madres, hijos e hijas, y suelen transmitirse de generación en generación. Pero todas están basadas en la desigualdad de poder.

La violencia hacia las mujeres es también al mismo tiempo una variante de la violencia estructural que divide a los grupos humanos en favorecidos y desfavorecidos, porque está basada en una estructura social que segrega o diferencia las actividades que realizan los hombres y las mujeres, otorgándoles valoraciones desiguales en la jerarquía de puestos, poder, recursos y decisiones. El resultado de esta desigualdad de género es la discriminación sistemática de las mujeres. Por ello, los altísimos niveles de impunidad que prevalecen actualmente pueden ser un factor para explicar la diseminación de los homicidios de mujeres. Sin duda la violencia estructural invisible pero concretada día a día para millones de personas por la pobreza y la privación, tanto como la experiencia cotidiana de violencia delictiva que viven otros miles, impactan en las valoraciones sociales de lo “normal”, lo permitido en materia del uso de la fuerza y el abuso en contra de las personas. Acostumbrarse a la violencia, a las muertes, a las llamadas “ejecuciones”, tiene consecuencia psicosociales que todavía no conocemos.

Ante esta barbarie feminicida se requiere aplicar todas las medidas urgentes y necesarias para que tanto en los 8 municipios con Alerta de Violencia de Género se proteja la vida y la libertad de las mujeres como en el resto de los 33 municipios de la entidad, sin dilación alguna, porque cada omisión es muestra de complicidad con el feminicidio impune.

Atentamente.

Comisión Independiente de Derechos Humanos de Morelos A. C.

 

 

Deja un comentario

Archivado bajo derechos de las mujeres, Feminicidio, violencia contra mujeres

Alto a las agresiones contra personas defensoras del medio ambiente en Tepoztlán.

La Comisión Independiente de Derechos Humanos de Morelos denuncia la escalada de agresiones contra pobladores de Tepoztlán que defienden el medio ambiente ante el ecocidio que se ha realizado por las empresas contratistas  de la SCT que llevan a cabo la ampliación de la autopista La Pera a Cuautla.

El día 21 de junio fueron agredidos por golpeadores al servicio de las empresas constructoras, una mujer, su esposo e hijo, integrantes de una familia que tiene su domicilio en la colonia Navidad, en el municipio de Tepoztlán y que se encuentra a la orilla de la autopista. la denuncia ante este organismo defensor de derechos humanos mediante testimonios orales y videograbados del momento de la agresión señala los siguientes. Hechos que ocurrieron cuando la familia se percató que una cuadrilla de trabajadores estaba talando árboles en terrenos comunales donde no se ha dado autorización por parte de la comunidad y se encuentra en litigio mediante varios recursos de amparo que están por resolverse en las instancias legales correspondientes.

Los trabajadores de la Empresa Angular, licitada por la Secretaría de Comunicaciones y Transportes para la ampliación de la autopista La Pera a Cuautla, cortó varios árboles aledaños al domicilio de la familia, por lo que solicitaron hablar con el responsable de dichas acciones, a quien se le solicitó exhibir los permisos correspondientes, ya que adujeron recibir órdenes de talar los árboles, por lo que la familia se opuso a la tala de los mismos y fue entonces cuando recibieron agresiones a golpes y a una de ellas la atacaron con un bote metálico de gas irritante en la cara y los sometieron a los tres por la fuerza entre varios golpeadores para continuar talando los árboles.

Derivado de éstas agresiones, las tres personas integrantes de la familia interpusieron una denuncia ante la Fiscalía General de Justicia con sede en Tepoztlán, quedando asentada con el número TZ01/158/2017 y procedieron a iniciar  una queja por violación a sus derechos humanos ante la Comisión de Derechos Humanos del Estado de Morelos  con fecha 21 de junio de 2017.

Por nuestra parte, estaremos pendientes del seguimiento de las acciones que la Fiscalía General de Justicia de Morelos lleve a cabo para garantizar los derechos de ésta familia, para que se integre de manera inmediata la Carpeta de Investigación por parte de la Fiscalía y se sancione a quienes llevan a cabo agresiones de ésta naturaleza y no prevalezca la impunidad, así como de la integración y seguimiento de la queja por parte de la Comisión de Derechos Humanos del Estado de Morelos.

Consideramos que es fundamental que se evite el uso de grupos de golpeadores al servicio de las empresas contratistas, para garantizar el derecho a la protesta, la seguridad e integridad personal y el derecho a la consulta a la comunidad de Tepoztlán ante un megaproyecto de ésta naturaleza.

Comisión Independiente de Derechos Humanos de Morelos A. C.

Deja un comentario

Archivado bajo defensoras, Ecológicas

Dio inicio la Campaña Defensoras Somos Todas

La Comisión Independiente de Derechos Humanos de Morelos A.C. (CIDHM), dio inicia a la “Campaña: Defensoras somos Todas, Historias de vida”, en el Auditorio Digna Ochoa de la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal (CDHDF). Al inicio de la campaña se realizó la presentación de 6 vídeos, de 2 minutos y medio, hasta 5 minutos y medio de 6 defensoras de derechos humanos de diferentes regiones del país, además se incluyen fotografías y banners. las defensoras Emma Villalba De la Cruz, de Servicio Paz y Justicia de Tabasco, Griselda Patraca Taboada despedida de Confitalia-Rivetex de Cuernavaca, Juliana G. Quintanilla, Coordinadora General de la Comisión Independiente de Derechos Humanos de Morelos, Concepción Ávila Carrillo del Comité Eureka, Teresa Ulloa de la Coalición contra el Narcotráfico y la Violencia contra las Mujeres de América Latina, se dio inicio a la presentación de los objetivos de la campaña por parte de Paloma Estrada Muñoz, coordinadora de investigaciones de la CIDHM y las palabras de bienvenida a cargo de la Relatora para Defensoras y Defensores de la CDHDF, Claudia Ordoñez.

 Ésta es una campaña que llevaremos a cabo para visibilizar la labor de las Defensoras de Derechos Humanos, los riesgos, amenazas y violencias que enfrentan en el desarrollo de sus actividades.

El objetivo es difundir la labor de las Defensoras de Derechos Humanos en México, qué es lo que defienden y cómo lo hacen, como ejemplo de principios fundamentales (Solidaridad, Respeto, Libertad, Justicia, Equidad, Honestidad, entre otros) que se tienen que difundir en México ante la grave crisis de Derechos Humanos. Así como hacer un llamado a la sociedad para apoyar el trabajo de las Defensoras. Y promover la Solidaridad entre organizacionesLa campaña está centrada en las historias de vida de las Defensoras.

Para lograr este objetivo contamos con la participación de Sara Lovera López, como “Embajadora de Buena Voluntad” de esta campaña, reconocida periodista feminista y directora de la agencia de noticias SEM, quien asumió el compromiso para difundir la situación que viven las defensoras en nuestro país y la importancia de hacerlas visibles para su protección, a través de los medios públicos a su alcance.

Deja un comentario

Archivado bajo defensoras

Invitación a la Presentación de la Campaña Defensoras somos todas.

Invitación a la presentación de la “Campaña: Defensoras somos Todas”.

Ésta es una campaña que llevaremos a cabo para visibilizar la labor de las Defensoras de Derechos Humanos y los riesgos, amenazas y violencias que enfrentan en el desarrollo de sus actividades. 

El objetivo es difundir la labor de las Defensoras de Derechos Humanos en México, qué es lo que defienden y cómo lo hacen, como ejemplo de principios fundamentales (Solidaridad, Respeto, Libertad, Justicia, Equidad, Honestidad, entre otros) que se tienen que difundir en México ante la grave crisis de Derechos Humanos. Así como hacer un llamado a la sociedad para apoyar el trabajo de las Defensoras. Y promover la Solidaridad entre organizaciones. La campaña está centrada en las historias de vida de las Defensoras.

Contaremos con la participación de Elena Poniatowska y Sara Lovera como Embajadoras de Buena Voluntad de ésta campaña, que también será acompañada por la Cátedra UNESCO de la UNAM.

Se realizará en la Sala 1 del Auditorio Digna Ochoa de la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal (CDHDF). Ubicada en la Avenida Universidad 1449, Colonia Pueblo Axotla, Delegación Álvaro Obregón, Ciudad de México. Cerca del Metro Viveros.

Día: 20 de Junio, a las 5 de la tarde. Se recomienda legar con 15 minutos de anticipación. 

Sin más por el momento quedamos a sus órdenes a través del correo electrónico cidhmorelos@gmail.com, del teléfono 017773185568 (lunes a viernes de 11:00 am- 5:00 pm) o por éste mismo medio.

Atentamente,

Comisión Independiente de Derechos Humanos de Morelos A.C.

Juliana G. Quintanilla, Coordinadora General

Paloma Estrada Muñoz, Coordinadora de Investigación

José Martínez Cruz, Coordinador de Comunicación

Marco Aurelio Palma Apodaca, Coordinador Jurídico

Mostrando Invitación. Campaña Defensoras Somos Todas.jpg

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

Ante el ecocidio en Tepoztlán, es necesario respetar el derecho a un medio ambiente sano como derecho humano 

A través de un comunicado enviado a la Presidencia de la República, a la SCJN, al Gobierno del Estado de Morelos y al gobierno municipal de Tepoztlán, la Comisión Independiente de Derechos Humanos de Morelos denunció que ante el ecocidio ocurrido en territorio del área de reserva ecológica protegida por dos decretos, uno federal y otro estatal, emitidos en 1937 y 1989, es necesario respetar plenamente el derecho al medio ambiente sano como un derecho humano.

Ante la destrucción de cerca de 2800 árboles de diversas especies en el tramo de la autopista que atraviesa el territorio de Tepoztlán a la altura del poblado de Santiago Tepetlapa, llevado a cabo por la SCT para la ampliación a 4 carriles de la autopista La Pera-Cuautla, la CIDHM considera que se realizó sin respetar las mínimas normas ambientales ni se consultó a la población de manera previa y documentada, como lo establece la normatividad, con transparencia y publicidad, misma que se requiere para someter a consideración de la población afectada por la ampliación de la autopista que se está ejecutando por el Gobierno Estatal y Federal en el área de reserva ecológica antes mencionada.

Presentamos documentación que indica que una fracción significativa del Parque Nacional El Tepozteco, incluyendo miles de valiosos árboles, así como la rica biodiversidad asociada a éstos, fue arrasada en Tepoztlán por una empresa contratista que trabaja para la Secretaría de Comunicaciones y Transportes en el proyecto de ampliación de la autopista Siglo XXI, en el trayecto que cruza por el Parque Nacional El Tepozteco.

En el amplio documento que fundamenta el derecho a un medio ambiente sano como un derecho humano en las normas internacionales vigentes en México, como la Declaración de Estocolmo, la Declaración de Río, la  Convención sobre el Patrimonio Mundial, el Convenio sobre la Diversidad Biológica (PNUMA), el Artículo 4º. de la Constitución y la Ley General del Equilibrio Ecológico y la Protección al Ambiente, la Comisión Independiente de Derechos Humanos considera importante adoptar todas las medidas necesarias para aplicar de manera efectiva la Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas y el Convenio sobre Pueblos Indígenas y Tribales (Núm. 169) de la OIT.

Exigimos asimismo a las autoridades federales y estatales cumplir con la obligación de consultar a los pueblos indígenas y obtener su consentimiento libre, previo e informado antes de emprender acciones y proyectos que puedan afectar a sus derechos.

En el marco del ejercicio de la diligencia debida, mejorar la vigilancia e incluir el respeto de los derechos de los pueblos indígenas en las evaluaciones ordinarias de los proyectos. Velar por que la información obtenida mediante la vigilancia y la presentación de informes sea transparente y accesible.

Destacamos que el binomio naturaleza-humanidad es indivisible, ya que negarlo significa pensar que no existe posibilidad de congeniar la vida humana con la naturaleza, denuncia que ante éste grave ecocidio en el territorio de Tepoztlán, ubicado en zona protegida del Estado de Morelos,  se requiere que todas las autoridades respeten de manera íntegra los Derechos Humanos a disfrutar de un ambiente sano y equilibrado, por lo que se debe respetar el derecho a la consulta libre, informada y con veracidad de toda la población afectada.

 También llamamos a que se revise el proyecto de comunicación y transporte en Tepoztlán, para reducir el impacto ambiental y solucionar el problema de movilidad humana. Sin duda el transporte es una necesidad, pero la búsqueda de soluciones sustentables que no destrocen el ambiente, que no violen los derechos de las comunidades y que no enfrenten a la sociedad, es una obligación de las autoridades respectivas.

 Finalmente señalamos que el Estado mexicano debe garantizar la protección ambiental y los Derechos Humanos, establecidas en nuestra Constitución, por lo que tanto el Gobierno Federal como el Estatal, deben respetar la normatividad  establecida en el Decreto presidencial de 1937 que crea el Parque Nacional El Tepozteco, así como el de 1989 que crea el Corredor Biológico de Flora y fauna del Ajusco al Chichinautzin.

 Atentamente

Comisión Independiente de Derechos Humanos de Morelos A. C.

 

(Anexamos el documento integro para su consulta)

 A la Presidencia de la República

A la Suprema Corte de Justicia de la Nación

Al Gobierno del Estado de Morelos.

Al Gobierno Municipal de Tepoztlán

  La Comisión Independiente de Derechos Humanos de Morelos A. C., con domicilio en Privada de las Flores 16, colonia san Antón, Cuernavaca, CP 62020, con teléfono 52-01-777-3185568 y correo electrónico cidhmorelos@gmail.com,  hemos recibido solicitud de intervención por parte de una comisión de habitantes de Tepoztlán con fecha de 22 de mayo de 2017 firmada por Javier Riera Mora, Karina Vara Rodríguez y Paula Ayala Ferrara, documentando violaciones graves a los Derechos Humanos, a los derechos colectivos de la comunidad indígena y habitantes del territorio del Municipio de Tepoztlán, por el ecocidio cometido en el área natural protegida por decretos presidenciales, el corredor biológico de flora y fauna Ajusco-Chichinautzin y Parque Nacional El Tepozteco, ocurrido durante los días del 15 al 20 de mayo de 2017, señalando la responsabilidad de las autoridades, por acción o por omisión de las atribuciones y facultades en materia de protección al ambiente, que poseen las autoridades, de acuerdo a los siguientes

 HECHOS.

La destrucción de cerca de 2800 árboles de diversas especies en el tramo de la autopista que atraviesa el territorio de Tepoztlán a la altura del poblado de Santiago Tepetlapa, llevado a cabo por la SCT para la ampliación a 4 carriles de la autopista La Pera-Cuautla, se realizó sin respetar las mínimas normas ambientales ni se consultó a la población de manera previa y documentada, como lo establece la normatividad, con transparencia y publicidad, misma que se requiere para someter a consideración de la población afectada por la ampliación de la autopista que se está ejecutando por el Gobierno Estatal y Federal en el área de reserva ecológica antes mencionada.

Una fracción significativa del Parque Nacional El Tepozteco, incluyendo miles de valiosos árboles, así como la rica biodiversidad asociada a éstos, fue arrasada en Tepoztlán el pasado fin de semana por una empresa contratista que trabaja para la Secretaría de Comunicaciones y Transportes en el proyecto de ampliación de la autopista Siglo XXI, en el trayecto que cruza por el Parque Nacional El Tepozteco.

El territorio pertenece al núcleo agrario de Tepoztlán, considerado como comunidad indígena, y éste no ha otorgado un consentimiento o permiso a las autoridades para construir en su territorio. La SCT argumenta que los trabajos se realizan en terrenos federales que fueron expropiados al pueblo hace décadas, pero los pobladores consideran que ese proceso fue un despojo y que el territorio es parte de las tierras comunales de Tepoztlán.

Las autoridades municipales a través de sesión de cabildo pública, acordaron interponer una demanda de hechos ante la Procuraduría Especializada en Delitos Ambientales, sobre tierras del Parque Nacional El Tepozteco y el Corredor Biológico Ajusco-Chichinautzin que son Áreas Naturales Protegidas donde, por decreto, se prohíbe la construcción de este tipo de infraestructura.

CONSIDERACIONES: 

El Tepoztlán existe un territorio indígena que forma parte de un área protegida por Decreto Presidencial que a la letra dice:

[…] 22-01-1937 DECRETO QUE DECLARA PARQUE NACIONAL “EL TEPOZTECO”, LOS TERRENOS QUE RODEAN AL PUEBLO DE TEPOZTLÁN, MORELOS Al margen un sello con el Escudo Nacional, que dice: Estados Unidos Mexicanos.- Presidencia de la República. LAZARO CARDENAS, Presidente Constitucional de los Estados Unidos Mexicanos, a sus habitantes, sabed: Que en uso de las facultades que me otorgan los artículos 22 y 41 de la Ley Forestal, de 5 de abril de 1926, y atendiendo a lo dispuesto por los artículos 39, 47 y 48 del Reglamento de dicha Ley, y CONSIDERANDO, que la Sierra de Tepoztlán, en el Estado de Morelos, constituye una región de excepcional belleza, que por su propia conformación dio origen al precioso valle donde tiene su asiento el pueblo de Tepoztlán, lugar de gran interés no sólo por los panoramas que allí se dominan, así como desde las partes más elevadas de dicha serranía, sino también por haber constituido en la antigüedad, la sede de una de las civilizaciones más asombrosas de su tiempo, que las leyendas atribuyen a la sabiduría de Tepoztecatl u Ometochtli, personaje fabuloso que dio a los tepoztecos la primacía sobre grandes señoríos y llevó la fama de su pueblo hasta las regiones apartadas de Chiapas y Guatemala, y los llevó a la realización de obras asombrosas, entre las que aún se conserva la pirámide de Tepoztlán, situada en la cumbre más elevada del cerro del Tepozteco; CONSIDERANDO, que las regiones de mayor interés en la historia antigua de nuestro pueblo merecen una atención especial, conservando sus bellezas naturales, para lo cual deben protegerse los bosques fomentando el desarrollo de la vegetación arbórea en los lugares deforestados, para constituir así un centro de atracción donde el turista encuentre un amplio campo de estudio y de observación en la historia de nuestro pueblo antiguo, de la que nuestra civilización actual no desconoce sus méritos y ha logrado conservar sus joyas arqueológicas de mayor interés; CONSIDERANDO, que aparte de la conservación de las bellezas naturales, es necesario dar una atención especial a la protección de los terrenos que por la acción de los agentes naturales han quedado expuestos a la degradación de sus suelos con peligro de la buena calidad de las tierras de las llanuras situadas en las partes bajas, y cuya acción pone en peligro también el régimen hidráulico de las corrientes de agua, todo lo cual adquiere una importancia especial en la región de Tepoztlán; he tenido a bien expedir el siguiente DECRETO: ARTICULO PRIMERO.- Se declara Parque Nacional, con el nombre de “El Tepozteco” los terrenos que rodean al pueblo de Tepoztlán, Estado de Morelos, destinándolos a la conservación perpetua de la fauna y flora silvestres, así como para la protección de las joyas arqueológicas de la comarca. ARTICULO SEGUNDO.- El Parque Nacional a que se refiere el artículo anterior, comprenderá los terrenos situados dentro de los límites siguientes: Partiendo de la cumbre del cerro de Chichinautzin, hacia el Este, hasta llegar a la cumbre del cerro de Chihuacuilot o Zoanquillo; de este lugar, hacia el Sur, hasta la cumbre del cerro de La Mina, de donde con dirección general al Suroeste, se tocan los puntos conocidos con los nombres de cerro del Ahorcado, Ojuelos, cerro de Los Gañanes, cerro Barrica de Plata y Mojonera de Acolapa; de ese lugar, con dirección al Noroeste y pasando por la mojonera de Los Balderas, se llega al cerro de La Herradura, de cuyo lugar, en dirección al Noreste se toca la mojonera de La Paz y Metusco, terminando los linderos en la cumbre del cerro de Chichinautzin, que se tomó como punto de partida. ARTICULO TERCERO.- El Departamento Forestal y de Caza y Pesca tendrá a su cuidado la administración del Parque y la conservación de los terrenos forestales comprendidos en el mismo, ya sean de particulares, comunales o ejidales, proporcionando las facilidades de explotación dentro de las normas que garanticen la perpetua conservación de su vegetación forestal y la restauración artificial en casos necesarios, manteniendo la actual belleza de los paisajes y proporcionando a los vecinos de los poblados las ventajas y compensaciones consiguientes al desarrollo del turismo; con esos fines, el mismo Departamento Forestal y de Caza y Pesca, con la cooperación de las autoridades municipales de Tepoztlán y representantes de las comunidades indígenas de la región, constituirá el Comité de Mejoras del Parque Nacional a que se refiere el presente Decreto. TRANSITORIO: ARTICULO UNICO.- El presente Decreto entrará en vigor tres días después de su publicación en el “Diario Oficial” de la Federación. En cumplimiento de lo dispuesto por la fracción I del artículo 89 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, y para su debida publicación y observancia, promulgo el presente Decreto en la residencia del Poder Ejecutivo Federal, en la ciudad de México, Distrito Federal, a los trece días del mes de enero de mil novecientos treinta y siete.- L. Cárdenas.- Rúbrica.- El Jefe del Departamento Forestal y de Caza y Pesca, Miguel A. de Quevedo.- Rúbrica.- Al C. Lic. Silvestre Guerrero, Secretario de Gobernación.- Presente. […] (*)

De igual manera existe el “DECRETO por el que se declara el área de protección de la Flora y Fauna silvestres, ubicada en los municipios de Huitzilac, Cuernavaca, Tepoztlán, Jiutepec, Tlalnepantla, Yautepec, Tlayacapan y Totolapan, Morelos.” (**)

[…] ARTICULO PRIMERO.- Por causa de orden e interés públicos, se declara el área de protección de la flora y fauna de 37,302-40-62.5 hectáreas, (TREINTA Y SIETE MIL TRESCIENTOS DOS HECTAREAS, CUARENTA AREAS, SESENTA Y DOS PUNTO CINCO CENTIAREAS), ubicadas en los Municipios de Huitzilac, Cuernavaca, Tepoztlán, Jiutepec, Tlalnepantla, Yautepec, Tlayacapan y Totolapan, en el Estado de Morelos, cuya descripción topográfica-analítica se especifica en el penúltimo considerando de este mandamiento. […]

Ahí se establece: Que los propósitos principales del “Corredor Biológico” y de las áreas de protección de la Flora y la Fauna son la preservación de la diversidad genética de las especies florísticas y faunísticas, repoblación, propagación, aclimatación, refugio e investigación de las especies mencionadas, así como las relativas a educación y difusión en la materia. Asimismo podrá autorizarse el aprovechamiento de los recursos naturales a las comunidades que ahí habiten en el momento de la expedición de la declaratoria de protección del área, aprovechamiento que deberá sujetarse a las normas técnicas ecológicas y usos del suelo que al efecto se establezcan en el Programa de Manejo del Área, conforme a la presente Declaratoria o las resoluciones que la modificaren.

“Que es necesario prohibir cualquier actividad que interfiera con la preservación de las especies de flora y fauna o con los procesos naturales del área considerada.”

Esta normatividad debe ser respetada y valorada.

El papel que juegan los pueblos indígenas en la preservación de algunos de los últimos grandes espacios territoriales que guardan lo más importante de nuestra naturaleza, ha sido valorada en el 71° Período de Sesiones de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), en donde la Relatora Especial sobre los derechos de los pueblos indígenas de las Naciones Unidas presentó un informe titulado: “Conservación y derechos de los pueblos indígenas. Informe a la Asamblea General ONU, 2016” (1)

La investigación realizada por la Filipina Victoria Tauli-Corpuz, resalta algunos datos sobre el papel de los pueblos indígenas, ya que son ellos y sus territorios los depositarios de 80% de la diversidad biológica mundial. Sin embargo, su principal llamado de atención es sobre políticas de conservación que convierten a sus territorios en posesión del Estado y luego de terceros, quitando a estos pueblos sus derechos de autogobierno y uso sostenido de su patrimonio ancestral.

En éste sentido, subraya posiciones de conservación como las que nacen a partir del Plan de Acción de Durban (2) que indica que todas las zonas protegidas, presentes y futuras, se gestionarán y establecerán respetando plenamente los derechos de los pueblos indígenas, y la Visión de Sídney (3), en que se prometió que se trataría de rectificar y remediar las injusticias pasadas y presentes en cumplimiento de los acuerdos internacionales, para hacer efectivo el paradigma de la conservación basado en los derechos humanos.

Se hace mención especial a la expropiación de tierras, el desplazamiento forzoso, la negación del autogobierno, la falta de acceso a medios de subsistencia y la pérdida de la cultura y de lugares de significación espiritual, la falta de reconocimiento de sus propias autoridades y la negación del acceso a la reparación en justicia, incluidas la restitución y la indemnización.

La Relatora nos da a entender la importancia del diálogo y la relación entre los derechos de los pueblos indígenas, la conservación y las políticas de inversión responsable. Al respecto se indica como una visión que no respeta los derechos humanos, ha terminado afectando la conservación de nuestra biodiversidad y los derechos fundamentales de los pueblos indígenas del mundo.

FUNDAMENTOS:

EL DERECHO A UN MEDIO AMBIENTE SANO COMO DERECHO HUMANO

Normas Internacionales

La Conferencia de Estocolmo se considera un punto de partida importante en el desarrollo del derecho ambiental en el ámbito mundial y nacional. El Principio 1 de la Declaración de Estocolmo estableció una relación entre la protección ambiental y las normas de derechos humanos, al afirmar:

El hombre tiene el derecho fundamental a la libertad, igualdad y condiciones adecuadas de vida, en un ambiente con una calidad que le permita vivir con dignidad y bienestar; y, tiene la responsabilidad de mejorar y proteger el medio ambiente para las presentes y futuras generaciones.

La Declaración de Rio en su principio 1 afirma que:

Los seres humanos constituyen el centro de las preocupaciones relacionadas con el desarrollo sostenible. Tienen derecho a una vida sana y productiva en armonía con la naturaleza.

Los años transcurridos desde la Conferencia de Río se han caracterizado por la globalización. Pese a que el crecimiento económico –fortalecido por la globalización- ha permitido a algunos países reducir la proporción de personas que viven en la pobreza, para otros, la pobreza y la marginalización en realidad han aumentado. Demasiados países han sufrido un empeoramiento de sus condiciones económicas y un deterioro de los servicios públicos. También ha aumentado la desigualdad en los ingresos dentro de los países y entre ellos, y ha crecido el desempleo. Durante el mismo periodo, como se advirtiera en el Panorama Ambiental del Mundo PNUMA, el estado del medio ambiente en el mundo se ha seguido deteriorando. Las emisiones toxicas y los gases se efecto invernadero están aumentando, el índice de deforestación no se ha reducido y continua la pérdida de diversidad biológica.

En el mismo sentido señalamos que:

– La Convención sobre el Patrimonio Mundial, tiene como fin crear una lista de sitios naturales y culturales cuyo valor irremplazable debe preservarse para las futuras generaciones y asegurar la protección de esos sitios mediante la cooperación internacional.

– El Convenio sobre la Diversidad Biologica (PNUMA) cuyos objetivos son la conservación de la diversidad biológica, la utilización sostenible de sus componentes y la participación justa y equitativa en los beneficios que se deriven de la utilización de los recursos genéticos. Obliga a las partes a elaborar estrategias, planes y programas nacionales para conservar la diversidad biológica y a integrar la conservación de la diversidad biológica en la planificación económica nacional. También obliga a las partes a adoptar medidas especificas, incluyendo la creación de un sistema de áreas protegidas, el establecimiento de mecanismos para manejar organismos modificados y prevenir o controlar las especies exóticas. Reconoce la importancia de los sistemas de vida tradicionales de las comunidades indígenas y sus conocimientos sobre la conservación de la diversidad biológica.

 Leyes y Constitución Federal

Muchas leyes así como nuestra Carta Magna reconocen el derecho a un medio ambiente sano, derivado de las obligaciones de los estados de adoptar los principios reflejados en las declaraciones de Estocolmo y de Rio. En ese sentido nuestra Constitución Federal estipula lo siguiente:

Articulo 4.- (…)

Párrafo Cuarto

Toda persona tiene derecho a un medio ambiente sano para su desarrollo y bienestar. El Estado garantizará el respeto a este derecho. El daño y deterioro ambiental generará responsabilidad para quien lo provoque en términos de lo dispuesto por la ley.

Y de la misma forma en nuestro país se ha reconocido el derecho a un medio ambiente sano en su legislación. El primer objetivo de la Ley General del Equilibrio Ecológico y la Protección al Ambiente enmendada en 2013, es el siguiente: “Garantizar el derecho de toda persona a vivir en un medio ambiente sano para su desarrollo, salud y bienestar”. Así mismo en su contenido general reitera este derecho y ordena a las autoridades competentes adoptar medidas para garantizar su ejercicio.

Indivisibilidad e interdependencia

El deterioro del medio ambiente afecta el derecho a la salud, al trabajo, y a la educación, entre otros derechos. Existen pruebas suficientes de los problemas de salud provocados por la contaminación del aire y del agua a causa de los efluentes de fábricas cercanas (o distantes). Se ha demostrado que la intoxicación por el plomo, la nafta y otras fuentes – afecta la capacidad de aprendizaje de las y los niños. Sobran ejemplos.

Así mismo, la degradación ambiental causada por actividades económicas suele estar relacionada con violaciones de los derechos civiles y políticos, incluyendo la falta de acceso público a la información, la falta de participación ciudadana, de libertad de palabra y asociación. Es indudable que tengan un cierto imparto sobre las comunidades, las y los que cuestionan los efectos negativos son acosados o reprimidos por las autoridades de los proyectos o del gobierno. El Informe Brundtland al que se hace referencia hizo recomendación a los gobiernos reconocer:

El derecho de toda persona a conocer y tener acceso a la información vigente sobre el estado del medio ambiente y los recursos naturales, el derecho de ser consultado y a participar en la toma de decisiones sobre actividades que probablemente tengan un efecto significativo sobre el medio ambiente, y el derecho a interponer recursos u obtener reparación jurídica para toda persona cuya salud o medio ambiente haya sido o pueda ser seriamente afectado.

Asimismo, en diversos contextos se ha establecido una conexión entre la degradación ambiental y cuestiones de identidad étnica, lo cual demuestra que existe una relación estrecha y completa entre las cuestiones de igualdad y no discriminación y las de derechos ambientales.

 CONCLUSIONES Y RECOMENDACIONES.

Consideramos importante adoptar todas las medidas necesarias para aplicar de manera efectiva la Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas y el Convenio sobre Pueblos Indígenas y Tribales (Núm. 169) de la OIT.

Cumplir con la obligación de consultar a los pueblos indígenas y obtener su consentimiento libre, previo e informado antes de emprender acciones y proyectos que puedan afectar a sus derechos.

En el marco del ejercicio de la diligencia debida, mejorar la vigilancia e incluir el respeto de los derechos de los pueblos indígenas en las evaluaciones ordinarias de los proyectos. Velar por que la información obtenida mediante la vigilancia y la presentación de informes sea transparente y accesible.

El binomio naturaleza-humanidad es indivisible, negarlo significa pensar que no existe posibilidad de congeniar la vida humana con la naturaleza.

Ante éste grave ecocidio en el territorio de Tepoztlán, ubicado en zona protegida del Estado de Morelos,  se requiere que todas las autoridades respeten de manera íntegra los Derechos Humanos a disfrutar de un ambiente sano y equilibrado, por lo que se debe respetar el derecho a la consulta libre, informada y con veracidad de toda la población afectada.

Se requiere que se revise el proyecto de comunicación y transporte en Tepoztlán, para reducir el impacto ambiental y solucionar el problema de movilidad humana. Sin duda el transporte es una necesidad, pero la búsqueda de soluciones sustentables que no destrocen el ambiente, que no violen los derechos de las comunidades y que no enfrenten a la sociedad, es una obligación de las autoridades respectivas.

El Gobierno Federal y Estatal debe respetar la normatividad  establecida en el Decreto presidencial de 1937 que crea el Parque Nacional El Tepozteco, así como el de 1989 que crea el Corredor Biológico de Flora y fauna del Ajusco al Chichinautzin.

Finalmente señalamos que el Estado mexicano debe garantizar la protección ambiental y los Derechos Humanos, establecidas en nuestra Constitución.

 Atentamente.

Cuernavaca, Morelos, 8 de junio de 2017.

Comisión Independiente de Derechos Humanos de Morelos A. C.

 Notas

(*) http://www.conanp.gob.mx/sig/decretos/parques/Tepozteco.pdf

(**) http://www.dof.gob.mx/nota_detalle.php?codigo=4793772&fecha=30/11/1988

Leer el informe completo en: http://unsr.vtaulicorpuz.org/site/index.php/es/documentos/informes-anuales/149-report-ga-2016

http://www.un.org/es/durbanreview2009/ddpa.shtml

Congreso Mundial de Parques 2014 de la UICN:

http://worldparkscongress.org/about/promise_of_sydney_vision_es.html

Deja un comentario

Archivado bajo Ecológicas